Presocráticos: la filosofía cosmológica

La filosofía surgió con las primeras reflexiones centradas en la naturaleza, teniendo como base el lógos (pensamiento racional). Su objetivo en aquellos primeros compases era encontrar el arkhé (esencia primordial del universo): la sustancia frente al cambio, lo universal frente a lo particular. El paso del mito al logos incluye la des-personificación de las fuerzas naturales, y una apertura mental promovida por el cambio social y político: la creación de mercados y la acuñación de moneda, la pérdida de poder de la clase nobiliaria y el nacimiento de la polis.

El período llamado 'presocrático' se extiende desde Tales de Mileto (siglo VII aC), calificado por Aristóteles como el primer filosofo, hasta las últimas obras que no tienen el influjo de Sócrates sobre ellas (IV aC). Es importante entender que algunas obras contemporáneas o posteriores cronológicamente a Sócrates, no contienen el pensamiento antropológico que podemos encontrar en el período siguiente.

Podemos tener la impresión de que el pensamiento filosófico nació al enfrentar los mitos arcaicos con la observación detallada de la naturaleza: la fe religiosa se sustituye así por una fe científica. Algunos estudiosos, más que un enfrentamiento que elimina a los dioses, ven una evolución desde los autores de cosmogonías a los primeros filósofos, pasando el material conceptual a un esquema no religioso: no hay diferencia para ellos entre concebir el origen de todo el universo a partir de Caos, que da origen a una serie de parejas divinas (Hesíodo), o a partir de una sustancia indeterminada que origina una serie de naturalezas contrarias, como cálido~frío (así sucede en Anaximandro). Sin embargo, salvo la Teogonía hesiódica, el resto de cosmogonías se muestran en deuda con los filósofos, y no al contrario. Así, por ejemplo, puede comprobarse que ninguna de las obras órficas es anterior al siglo VI aC.

En general, las obras de estos pensadores nos llegan de forma muy fragmentada, en citas de autores posteriores. Los presocráticos distan mucho de ser un grupo cohesionado, y se han ensayado diversas formas de agruparlos, como manera de entender la evolución del pensamiento a lo largo de esta época. Generalmente, bastaba con saber que un filósofo era conciudadano de otro algo mayor para suponer que había sido su pupilo. Se fueron creando así afiliaciones dispuestas en escuelas: los milesios (Tales, Anaximandro, Anaxímenes), los eleáticos (Jenófanes, Parménides, Zenón, Meliso), los atomistas (Demócrito, Leucipo) o los pitagóricos (esta última con grandes probabilidades de haber existido realmente). Los estudiosos modernos tienden a rechazar tales divisiones, pero en sus obras siguen encontrando práctico exponer un cierto orden entre los filósofos arcaicos, y para ello se ven en la necesidad de usar el lugar de nacimiento, la cronología y las ideas o conceptos que defienden unos y otros.

La lista de presocráticos incluye los siguientes autores (de los que trataremos en próximas entradas). Más abajo pueden encontrar un cuadro cronológico con los más importantes de los considerados verdaderamente filósofos. Pueden encontrar detalles adicionales sobre algunos autores de los tres primeros apartados en esta entrada.
~ Poetas cosmólogos tempranos:
Orfeo, Museo, Epiménides, Aristeas de Proconeso, Abaris.
~ Poetas astrólogos del siglo VI aC:
Hesíodo (el astrólogo), Foco, Cleostrato.
~ Prosa cosmológica y gnómica temprana:
Ferécides de Siros, Teágenes, Acusilao, Anacarsis.
~ Los Siete Sabios, sobre los que realizamos esta entrada.
~ Filósofos de los siglos VI y V aC:
Tales de Mileto, Anaximandro, Anaxímenes, Diógenes de Apolonia; que conforman la escuela milesia.
Pitágoras, Filolao de Crotona, Alcmeón, Hipaso, Epicarmo; que llamamos pitagóricos.
Heráclito, Cratilo; que aparecen en esta entrada.
Jenófanes, Parménides, Zenón de Elea, Meliso de Samos; que conforman la escuela eleática.
Anaxágoras, Arquelao, Empédocles; que son algunos de los pluralistas.
Leucipo, Demócrito; que siguen la doctrina atomista.
Protágoras, Antifonte, Gorgias, Hipias, Pródico, Critias; los más importantes sofistas.


7 comentarios:

  1. Me he visto obligado a eliminar un comentario. Algo que no me gusta hacer, ya que considero que todo el mundo es libre de expresar su opinión. Mas en este caso el comentario era un cúmulo de insultos que no venían mucho a cuento. Si quieren increpar a la persona que está detrás de este lugar, o a este lugar mismo, pueden hacerlo; pero les ruego un mínimo de sentido y un razonamiento que parezca salido de la mente de un ser humano, y no de un animal salvaje e incivilizado. Muchas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. nunca falta una bestia inadaptada ,faltando el respeto
      CUANDO APRENDEREMOS

      Eliminar
    2. En efecto, amigo.
      Gracias por la visita y por tomarte el tiempo de leer este sitio, incluso los comentarios.
      ¡Un saludo!

      Eliminar
  2. Hey! Hola! Como que te falta un poco mas de información. Lindo dia.

    ResponderEliminar
  3. Hey! Hola! Como que te falta un poco mas de información. Lindo dia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola. Gracias por la visita y por el apunte.
      Esta entrada es un poco genérica, y en los enlaces a cada una de las escuelas encontrará algo más de información, con algunos datos biográficos, si disponemos de ellos, y parte del contenido de su pensamiento.
      De todas formas, estos autores son muy antiguos, y en su mayor parte sólo disponemos de algunos fragmentos de sus obras gracias a referencias realizadas por otros autores, por lo que es complicado realizar aquí un epítome (es decir, un resumen del contenido de sus obras), que es el objetivo de este blog.
      A partir de los nombres de los autores señalados, tal vez pueda buscar información adicional en una enciclopedia al uso.
      De nuevo, gracias por su visita.

      Eliminar