Hesíodo: Los trabajos y los días

Si la Teogonía es el poema de los dioses, los Trabajos y Días es el de los hombres. El tema de conexión entre ambos es la justicia de Zeus. El contenido de sus poco más de 800 versos es también variado, pero menos que en la Teogonía: aparecen mitos referidos a la raza humana (las edades, Prometeo y Pandora), se introduce la primera fábula de la literatura occidental (el halcón y el ruiseñor), y encontramos catálogos, con tono personal y didáctico. Al contemplar la realidad humana, la concepción de Zeus como garante de la justicia plantea al poeta la responsabilidad de la existencia del mundo; surgen así los tres mitos que explican que el origen del mal radica en la propia naturaleza humana.

La primera parte, los Trabajos, es una relación de las labores que debe efectuar el agricultor durante el año. A ella sigue un calendario relativo a la navegación y algunos consejos de administración familiar y conducta social y religiosa. El poeta canta las excelencias del trabajo como único medio de superación de las dificultades de la vida humana además de la gloria de Zeus. Es una síntesis de mitos, experiencias personales, tradiciones agrícolas y sabiduría popular, ligado con los procedimientos más antiguos de composición (la asociación de ideas y la estructura de anillo), que será primordial para autores posteriores, como los filósofos presocráticos.

Una situación real parece estar tras el planteamiento del poema: Perses, hermano de Hesíodo, pretende entablar un juicio contra él para quitarle su herencia, y el poeta decide disuadirle advirtiéndole de la necesidad de trabajar como único medio legítimo para eludir la pobreza y el hambre.

Algunos críticos niegan que el final, los Días y la parte de contenido mágico que los precede, sean de la mano de Hesíodo. Sin olvidar que sería excesivo negar cualquier creencia supersticiosa a un campesino del siglo VII aC, por muy racionalista que lo consideremos, las evidencias parecen apoyar la creación única del autor.

A continuación, el resumen de la obra. Su contenido es en ocasiones ciertamente innecesario para un lector contemporáneo, y la calidad literaria es a nuestro entender inferior a la de la Teogonía; si bien mantiene ese estilo popular que lo caracteriza, al añadirle el tema tratado la combinación es excesivamente mediocre. Se salva la parte inicial, donde encontramos varios mitos que serán retomados por otros autores, y donde se introduce una fábula, por primera vez en la literatura occidental.

Proemio: Dedicado a las musas de la Pieria, región tracia donde se encuentra el Olimpo.
Introducción al tema: Existencia de dos Érides (Discordia), la envidia que hace trabajar al hombre, y la inquina amarga. Advertencias a Perses, que no conseguirá la herencia lisonjeando a los jueces.
¡Necios, no saben cuánto más valiosa es la mitad que el todo ni qué gran riqueza se esconde en la malva y el asfódelo!
Justicia - mitos y fábula: Mito de Prometeo y Pandora (como venganza por el robo del fuego, que Prometeo entrega a los hombres, Zeus decide crear a la mujer, encargando a Hefesto crear una figura de doncella semejante a las diosas, a Atenea le ordenó que le enseñara sus labores, a Afrodita que la rodeara de gracia y sensualidad, y a Hefesto que la dotara de una mente cínica y un carácter voluble).
Le infundió habla el heraldo de los dioses y puso a esta mujer el nombre de Pandora porque todos los que poseen las mansiones olímpicas le concedieron un regalo, perdición para los hombres que se alimentan de pan.
Será este personaje quien abra la tapa de la jarra que contenía los males, obligando así al hombre a trabajar y a sufrir.

Mito de las Edades, según el cual se sucedieron cinco estirpes de humanos: Una dorada estirpe de hombres mortales, que existió en tiempos de Cronos; plácidos y felices, no envejecían, sino que morían como en un sueño; se convirtieron por voluntad de Zeus en démones benignos, protectores de los hombres. Una segunda estirpe de plata, cuyos niños crecían durante cien años junto a sus madres, para pasar luego a una breve vida de sufrimientos debido a su impiedad y violencia; Zeus los hundió, irritado porque no honraban a los dioses. Una tercera estirpe de aguerridos seres de bronce, nacidos de los fresnos; «víctimas de sus propias manos, marcharon a la vasta mansión del cruento Hades, en el anonimato». Creó luego Zeus la estirpe divina de los héroes, los semidioses que precedieron al hombre actual; la guerra en Tebas y Troya aniquiló a muchos, y otros pasaron a las Islas de los Afortunados, donde reina cronos. Por último, ahora existe una estirpe de sufridores de hierro, cuya civilización acabará por caer, víctima de su propia envidia y falta de justicia.
Es entonces cuando Aidos y Némesis, cubierto su bello cuerpo con blancos mantos, irán desde la tierra de anchos caminos hasta el Olimpo para vivir entre la tribu de los Inmortales, abandonando a los hombres; a los hombres mortales sólo les quedarán amargos sufrimientos y ya no existirá remedio para el mal.
Fábula del halcón y el ruiseñor (como contraposición a la justicia agonal de los animales, la de la fuerza bruta, el poeta solicita confianza en la justicia de Zeus).
Atiende tú a la justicia y no alimentes soberbia; pues mala es la soberbia para un hombre de baja condición y ni siquiera puede el noble sobrellevarla con facilidad cuando cae en la ruina, sino que se ve abrumado por ella.
Introducción al tema del trabajo: Expresa la idea de que la maldad es fácil y muy dura la virtud; concepto que luego aparecerá en Simónides, Parménides y Empédocles. Explica también que el trabajo no es deshonroso, sino todo lo contrario: la inactividad es comparada a la actitud de los zánganos. La areté (valía o virtud) es así un bien que puede conseguirse, no una cualidad especial de la clase aristocrática (al contrario de lo que vemos en los textos homéricos). Las acciones injustas son castigadas por la justicia divina, y así se exponen una serie de consejos para una buena conducta.
Una vergüenza denigrante embarga al necesitado, una vergüenza que hunde completamente a los hombres o les sirve de gran provecho, una vergüenza que va ligada a la miseria igual que la arrogancia al bienestar.
Calendario del labrador: Introducción con exhortación a Perses. Trabajos de otoño (cortar madera y construir el arado, comprar los bueyes, sembrar en el tiempo correcto), invierno (protegerse de las heladas y el frío Bóreas), primavera (podar las viñas, segar) y verano (aventar, obtener el vino).
Calendario de la navegación: Aconseja guardar la nave con mal tiempo. Luego, y aunque se confiesa inexperto en la materia (en este pasaje es donde podemos encontrar más detalles sobre su vida: el traslado de su padre, empobrecido, desde Cime a Ascra, y el éxito en un concurso en Calcis), repasa las épocas benignas para los viajes por mar: al acabar el verano, y al despuntar las hojas en primavera.
Consejos de administración familiar: Sobre la elección de esposa, la fidelidad al amigo, y la moderación en las relaciones. Algunas prohibiciones de carácter ritual.
Nunca pases a pie el agua de bella corriente de los ríos de flujo continuo antes de orar mirando a las bellas ondas, con tus manos purificadas en la deliciosa y transparente agua.
Conclusión: Sobre cuidar la reputación.
Los Días: Un repaso a los días del mes, con las tareas para las que son propicios.

13 comentarios:

  1. Los Trabajos y los días es un documento valioso porque narra el esfuerzo del hombre por orientar a los otros. La antiguedad de éste libro le vuelve un tesoro de la memoria histórica del ser humano.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, amigo. Precisamente eso nos llevó a comenzar esta andadura. Gracias por acompañarnos.

      Eliminar
  2. Hola, gracias por el trabajo. Me dieron a leer este texto en la cátedra de 'Derechos humanos' como ejemplo de un antecedente de aquellos autores que promovieron la justicia y la bondad en el hombre. Hay una frase en lo que leí que apunta en esa dirección: "la necesidad de trabajar como único medio legítimo para eludir la pobreza y el hambre". Creo que la relación entre el texto y los derechos humanos es porque el trabajo muy a menudo ha sido mal visto en varias tradiciones ("ganarás el pan con el sudor de tu frente") y porque siempre un grupo de hombres (las 'clases dominantes desde la mirada marxista') han vivido del trabajo de otros. Raúl de Bs. As.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bellas palabras, sin duda. Muchas gracias por tu aporte. Creo que complementa el tema con un punto de vista actualizado, lo que se relaciona con la importancia de 'revisar a los clásicos'. Un saludo.

      Eliminar
  3. Hola, primero que nada quiero agradecerles, me sirvio muchisimo su trabajo. Yo soy estudiante en el bachillerato humanista y nos hicieron estudiar al gran poeta Hesiodo, su vida y su obra, y desde luego este texto me sirvio muchisimo. Me gustaria hacerles una sugerencia:el tema de las cinco edades esta muy breve, al igual que los mitos, les agradeceria lo completaran. Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por la sugerencia. Aunque nos ha tomado más tiempo de lo que creíamos el ponernos a ello, hemos ampliado el resumen de esa parte.
      Le reitero el agradecimiento, ya que comentarios como el suyo nos permiten mejorar y ampliar la información contenida en este lugar.
      ¡Un saludo!

      Eliminar
  4. hola, me pareció muy interesante tu análisis, pero me podrías explicar la relación entre el trabajo, el derecho y la familia en esta obra?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece una pregunta encaminada a que desarrolle el tema por sí mismo a partir de lo que pueda encontrar sobre esos puntos en la propia obra.
      Fíjese especialmente en el último punto antes de la conclusión, cuando habla de la administración familiar. Allí trata temas decididamente familiares, como la elección de esposa, pero también nombra algunas prohibiciones (más bien religiosas). Antes de los calendarios, en la introducción al tema del trabajo, se trata la justicia divina, y aún un poco antes aparece la fábula sobre el mismo tema. Pero el poeta nunca deja en esta obra el tema del trabajo, y no aparta la mirada de las labores de campo.
      Así pues supongo que la relación trabajo ~ justicia vendría definida por esa justicia divina reservada a los virtuosos (los que poseen 'areté', o valía, la cual puede conseguirse, también, mediante el trabajo).
      Y la relación trabajo ~ familia podría verse en la necesidad que tienen los campesinos y pequeños propietarios de tierras porque toda su familia se vuelquen en su mismo negocio. Así, por ejemplo, la elección de esposa para Hesíodo viene definida, entre otras cosas, por la capacidad que esta mujer tenga para llevar ciertos asuntos domésticos.
      Espero que esto le sirva como un punto de partida para su trabajo.
      ¡Gracias por su visita!

      Eliminar
  5. Esa obra esta encaminada a que el hombre conlleva un destino o es libre de elegir su rumbo de vida?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Interesante cuestión. Supongo que la obra promueve la obediencia a los dictados divinos por un lado, y por otro la obligación de seguir atado a la tierra y sus quehaceres. Poco tiempo le quedaría así al ser humano como para pensar en la libertad de elección.

      Eliminar
  6. Según Hesíodo, ¿cuáles eran los consejos que debía seguir su hermano para llevar una vida de armonía entre su trabajo y su religión? ¿Por qué el autor prefiere confiar mejor en un vecino que en la misma familia? ¿Qué consejos de Hesíodo aplicarías en la actualidad?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf.
      Parecen preguntas destinadas a que se lea la obra. Le aconsejo hacerlo, ya que no es demasiado extensa, y seguro que puede encontrar una versión gratuita por la red. Es difícil darle unas respuestas "correctas", si las preguntas son en realidad sobre comprensión lectora. Tal vez pueda orientar un poco dónde debe buscar, dentro de la obra. En realidad, si lee atentamente nuestro resumen, podría encontrar por sí solo lo siguiente:

      - Consejos para armonizar trabajo y religión.
      En el resumen, en el apartado "Introducción al tema del trabajo", aparece la siguiente frase: "Las acciones injustas son castigadas por la justicia divina, y así se exponen una serie de consejos para una buena conducta".
      En esa parte de la obra encontrará su respuesta. Justo antes del "Calendario del labrador".

      - Sobre preferir a un vecino.
      En la introducción del presente resumen, cuando se habla del trasfondo real de la obra, se dice que "Perses, hermano de Hesíodo, pretende entablar un juicio contra él para quitarle su herencia, y el poeta decide disuadirle advirtiéndole de la necesidad de trabajar como único medio legítimo para eludir la pobreza y el hambre". Y luego, en la "Introducción al tema", ya en el propio resumen, se dice: "Advertencias a Perses, que no conseguirá la herencia lisonjeando a los jueces".
      Supongo que con eso ya le basta para responder la cuestión. Si no, deberá revisar esa parte, que va antes de los mitos.

      - Consejos para la actualidad.
      Fíjese que la pregunta dice 'aplicarías'. Es decir, que busca su propia opinión. La nuestra ya la hemos dado en el resumen, al final de nuestra introducción: "Su contenido es en ocasiones ciertamente innecesario para un lector contemporáneo".

      Eliminar
  7. En nuestra entrada sobre la 'Teogonía', un lector nos preguntaba cuál sería la estructura y los elementos de las dos obras principales de Hesíodo. Le respondí sobre aquella obra allí, pero prefiero incluir la parte de 'Los trabajos' aquí, por si le sirviera a alguien.

    Su estructura sería la siguiente:
    - Introducción, con el tema de las Musas y las Discordias.
    - Sección mítica, que incluiría hasta la fábula del halcón y el ruiseñor.
    - Sección rústica, que contendría todo lo demás, pues habla de las labores del campo y de la administración de una hacienda.

    Los elementos serían de nuevo dos: una parte divina y una parte que versa sobre el trabajo. La primera explica la necesidad y obligación de la segunda (es decir, los mitos explican por qué los seres humanos deben trabajar).

    Fíjense que en la 'Teogonía' también aparecen dos elementos, uno que explica la evolución desde la Cosmogonía inicial hasta el gobierno de Zeus y otra que explica mitológicamente ciertos aspectos naturales. Hay cierto paralelismo, por tanto, entre las dos obras, ya que ambas toman un tema divino y luego descienden a tratar sus implicaciones para los humanos.

    ResponderEliminar